GuidePedia

0

Los muslos son una de las partes que más desean muscular aquellas personas interesadas en la práctica del deporte fitness. Intenta siempre antes de entrenar esta parte del cuerpo, calentar con sesiones de estiramientos básicos.

Después de esto, toma unas pesas y apóyalas detrás del cuello, con cuidado y manteniendo la espalda recta, baja hacia abajo doblando las piernas como si estuvieras haciendo sentadillas. De esta manera no sólo lograrás muscular los muslos, sino también hacer que tus glúteos se refuercen.

Los pasos de step altos, son otra buena opción. Puedes situarte frente a una escalera, y levantar al máximo que puedas la pantorrilla, manteniendo la pantorrilla y el muslo en tensión, aflojando la tensión de la pierna una vez la bajes. Haciendo repeticiones en ambas de al menos 15 veces. Si consigues seguir el ritmo tendrás a tu disposición unas piernas mucho más fuertes y perfectas. Recuerda no cargar mucho peso en las pesas y no te lesionarás.


Publicar un comentario

 
Top